TICs y TOCs en adolescentes y adultos

El pasado 24 de Octubre el equipo de CREEM asistimos a una charla muy interesante sobre el tratamiento de los TICs y TOCs (Trastornos Obsesivos Compulsivos) en adolescentes y adultos, organizada por Espai Respira Vida junto con la colaboración de la asociación ACOVASTTA. La ponente Roxana Apollonio, introdujo el Mindfulness como una alternativa positiva para su tratamiento.

Pero, ¿Qué son los TIC? ¿Y los TOC?

  • Los TICs son espasmos, movimientos o sonidos repentinos que se hacen de manera repetitiva. Las personas que tienen tics no pueden controlarlos voluntariamente. Los trastornos de TICs se diferencian por el tipo de TIC que está presente (motor o vocal, o una combinación de ambos) y por la duración de los síntomas.
  • Por otro lado tenemos los TOCs, un trastorno psiquiátrico caracterizado por pensamientos obsesivos y acciones compulsivas, como limpiar, ordenar, tocar o acumular en exceso. Estas acciones son irracionales, angustiosas y sumamente difíciles de superar.

Tanto los TICs como los TOCs no se pueden eliminar totalmente, es cierto que pueden ser transitorios, e incluso combinados, pero en su tratamiento no nos centraremos en su eliminación, sino en su reducción o su “control moderado”. Para hablar del tratamiento de este tipo de trastornos debemos tener en cuenta tres vertientes en su conjunto:

  • Biológica, en este aspecto es donde interviene el tratamiento con algún tipo de medicamento siempre que esté controlado por profesionales.
  • Psicológica, la mejora del auto-concepto y la autoestima a través de herramientas como la inteligencia emocional ayudarán a superar barreras diarias para estas personas.
  • Social, es importante que empaticemos con el contexto al que nos enfrentamos, para así disminuir la frustración en reacciones negativas.

 

¿Por qué la práctica de Mindfulness para el tratamiento de los TICs y TOCs?

El mindfulness, parte de la idea de cultivar la concentración en el presente y una visión que no juzga el momento que se vive. Las investigaciones han demostrado que las terapias de mindfulness y la meditación pueden mejorar algunos problemas basados en la depresión, la ansiedad, estrés post-traumático, el trastorno bipolar y el trastorno obsesivo-compulsivo. De hecho, el mindfulness ha pasado de un ámbito espiritual al campo médico.

A través del Mindfulness se trata de permanecer en una situación sintiendo y observando lo que sucede, sin juzgar ni intervenir. De este modo conseguiremos una serie de beneficios:

  1. Conseguiremos desautomatizar los mecanismos del TOC al fomentar la atención y toma de conciencia de la propia experiencia.
  2. Permitirá aprender a reconocer las obsesiones y las obsesiones etiquetándolas como eventos pasajeros, falsos mensajes del cerebro.
  3. Porque consigue romper el círculo vicioso que genera y mantiene el TOC permitiendo que la persona que lo sufre focalice su atención en alternativas más placenteras a la realización de rituales compulsivos

El mindfulness  puede ser beneficioso para el manejo de los pensamientos intrusivos no  deseados que se experimentan en el TOC, ya que se aplica la atención plena como estrategia cuando la persona experimenta pensamientos obsesivos reduciendo así la ansiedad asociada. En nuestro próximo post trataremos el tema del mindfulness con más intensidad.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s